Usted está aquí

La Educación Pública vuelve a clases con compromiso y los protagonistas aceptando otro desafío

Publicado: 
26/02/2021

 

 

Llega el día de la vuelta a clases. La Administración Nacional de Educación Pública (ANEP), con alegría y esperanza, en base a planificación y trabajo articulado con los referentes territoriales, ofrece la bienvenida a los alumnos, docentes, funcionarios y familias. Llegamos a las aulas cuidándonos entre todos… y por todos.

La bienvenida, incluye un profundo agradecimiento por el compromiso demostrado por cada uno, desde su lugar, y a todas las comunidades educativas en todo el país. No obstante, es imprescindible reiterar la necesidad de mantener y preservar las medidas de cuidado sanitario vigentes, cuya aplicación es una responsabilidad social y solidaria.

Más de 700.000 alumnos, más de 47.000 docentes y más de 30.000 funcionarios de gestión de los cuatro Subsistemas –desde esta semana-  enfrentarán juntos el desafío de recorrer este 2021 -en el cual, la pandemia que nos afecta sigue vigente- mirando adelante.

La planificación elaborada con el sustancial aporte de los técnicos y profesionales de la ANEP, procura utilizar todas las posibilidades disponibles, incluyendo la virtualidad, que es el uso de todas las herramientas que aporta la tecnología, para que las nuevas generaciones encuentren en la Educación Pública, la construcción de su futuro.  

El año que recientemente transitamos, fue difícil. Sin embargo, cada dificultad se enfrentó con el aporte positivo, técnico e informado, y teniendo en cuenta el conocimiento de las realidades locales –por cierto, diferentes y particulares- que propiciaron la definición de las acciones, es decir, soluciones, que se pusieron en práctica.

La ANEP, mediante el aporte de sus equipos técnicos especializados, planificó el nuevo regreso a clases, priorizando alcanzar la mayor presencialidad posible en las aulas, elemento sustantivo en el proceso de enseñanza-aprendizaje. En ese marco, se elaboró y difundió a los centros educativos, un protocolo sanitario que viabilice un retorno seguro a las aulas.  

Planificación y gestión

La planificación, por ejemplo, también incluyó en la propuesta de “Escuelas de Verano” –en cuyo marco se desarrollaron 135 proyectos en todo el país, al que asistieron más de 9.000 escolares- además de las actividades habituales que distinguen la iniciativa, un aspecto sustancial de apoyo y reforzamiento académico para los alumnos que egresaron de 6º año de Primaria, y se estrenarán este año en la Educación Media.

También mantuvo durante enero y febrero, el sistema de alimentación escolar, mediante diversos mecanismos, a todos los niños, cuyas familias oportunamente requirieron seguir contando con ese apoyo.

Por otra parte, procurando contar con más espacios áulicos, convocó a instituciones, públicas o privadas, interesadas en aportar lugares físicos adecuados a ese propósito, coordinando con las respectivas autoridades referentes en los territorios.

Asimismo, teniendo en cuenta la intención de propiciar la presencialidad, se tuvo en cuenta la necesidad de asegurar el traslado de los docentes y funcionarios de gestión a los centros educativos. En ese aspecto, se elaboró un mecanismo con el Ministerio de Transporte y Obras Públicas (MTOP), que viabiliza la utilización del transporte público –en determinadas condiciones- de los referidos funcionarios.

Nuevamente comenzamos las clases, seguramente habrá reencuentros. También comenzarán nuevas experiencias, las cuales, impondrán otros desafíos que encaminarán a la construcción de la peripecia vital de cada uno, es decir, al futuro que los espera. De nuevo… bienvenidos.