Usted está aquí

ANEP, MEC y OEI presentaron publicación sobre la acreditación de saberes

Publicado: 
27/03/2019

190327_01.jpg

El libro “La acreditación de saberes en Uruguay. Debates y perspectivas”, publicado por la Administración Nacional de Educación Pública (ANEP), el Ministerio de Educación y Cultura (MEC) y la Organización de Estados Iberoamericanos (OEI), recopila la labor realizada por un grupo de especialistas y educadores, en torno a los procesos de acreditación en saberes.

Durante la presentación del libro, que se desarrolló en la Sala de Eventos “Felisberto Hernández” de IMPO, el Presidente del Consejo Directivo Central de la ANEP, Wilson Netto, destacó la oportunidad de poner en la agenda del país el tema de la acreditación de saberes.

Netto celebró que desde el año 2005 el país ha avanzado en materia de homologación y reconocimiento de las trayectorias laborales. “Se trata de un valor acumulado para el Uruguay, que se consolidó en varias acciones”, agregó.

“Las instituciones tenemos que oficiar como soporte y escalones que generen más posibilidades de educación para los trabajadores”, reflexionó.

El jerarca recordó que la primera acreditación en saberes que se produjo en distintos puntos del país, tanto en el ámbito público como en el privado, rompió con un esquema institucional y laboral de fragmentación. “Se trata de un avance conceptual muy importante y un valor para el país, que reconoce la diversidad como un elemento que compone la riqueza de la sociedad”, indicó.

190327_02.jpg

Sistematización del trabajo

Por su parte, la Directora de la Oficina de la OEI en Uruguay, Sandra Rodríguez, explicó que esta publicación es el resultado de un arduo trabajo emprendido durante dos años, y producto de instancias de difusión e intercambio, y de la colaboración de muchos docentes, que dieron como resultado este libro.

El Secretario General de la OEI, Mariano Jabonero, reconoció la importancia de continuar sistematizando el trabajo en torno a la acreditación de saberes.  

“En esta lógica, todo aquello que sea acreditar los saberes de los trabajadores y que incluya una flexibilización de una propuesta educativa acorde con lo que son los sistemas de empleo, se trata de un esfuerzo justo, necesario e imprescindible”, enfatizó.

Por su parte, la Ministra de Educación y Cultura, Doctora María Julia Muñoz, hizo énfasis en que “todos nos formamos para el trabajo y estudiamos para el trabajo, entonces, ¿cuál es la diferencia cuando hablamos de un derecho humano esencial? Estamos hablando que la calidad de ese derecho humano se mide por la universalidad que nosotros otorgamos a nuestros conciudadanos”, reflexionó.